1 mar. 2009

Y así es...

A mí la verdad es que me haría ilusión un hemiciclo como éste:

En el sentido de la pluralidad de representación, de ideas, en el que partidos no tan grandes ni
con tanta maquinaria propagandística, tienen representantes en la cámara, y en el que además, no tiene mayoría absoluta nadie.

Pero como soy gallego, me encuentro con esto otro:

Vamos, una cámara de representantes de la que poco cabe esperar, con poca variedad de ideas, monopolizada por la derecha, que en esta comunidad arrasa. Y lo que más me jode, es que UPyD se ha convertido en la cuarta fuerza política aquí, un partido que muchos piensan de izquierdas, otros de centro, para mí muy lejos de la realidad, pero sobre todo, muy ajeno a Galicia. Pon una politicucha conocida al frente y tira pa'lante.

Sinceramente, asco me da en muchos sentidos esta situación, en esta comunidad en la que el P€P€ arrasó en las alcaldías tras el Prestige, y en la que no ha tardado en volver a la Xunta.
Claro que, tras un mal gobierno del bipartito (continuísta con respecto al anterior del P€P€), era de esperar, pues ya no espero que en Galicia se le de la oportunidad a otras ideas que no sean las de siempre.

Queda claro lo que quieren la mayoría de los gallegos que votan, más les valen los malos partidos conocidos que otros partidos por conocer. Así sea.