6 feb. 2011

El modelo alemán y la Europa de cartón


La foto es un símbolo de lo que está haciendo Alemania con Europa: decirle lo que tiene que hacer, para no irse por el abismo. En la reciente reunión que han mantenido los líderes europeos en Bruselas, Merkel y Sarkozy han propuesto un "pacto por la competitividad" (léase pacto por la precariedad), para que sea el guión a seguir por los países europeos a conveniencia de los teutones. Básicamente se trata de una serie de medidas (que no han gustado en el resto de países) para empeorar las condiciones de los trabajadores, siguiendo la corriente neoliberal de que solo bajando sueldos se consigue competitividad y generación de empleo, la misma falacia de siempre. Más medidas de las que ya se han tomado en Irlanda, España, Grecia, o hasta la propia Alemania, uno de los países de la UE donde más han crecido las desigualdades en los últimos años y donde están perdiendo más poder adquisitivo los trabajadores (ver PDF caída salarios alemanes). Por si fuera poco, Alemania quiere que estas medidas se aprueben sin seguir los canales europeos, pasándose por el forro a la Comisión europea (lo que no ha gustado a Barroso).

El que la mayoría de medios llaman "el motor de Europa", Alemania, no es más que una especie de China europea: búsqueda de salarios bajos y mucha exportación; e impone su receta a toda la comunidad europea, arrastrándonos en sus errores. Como ha hecho recientemente Merkel visitando España, revisando si se habían aplicado las medidas que nos empobrecen (reforma laboral, pensiones...) y apuntando que hay que seguir por esa línea. Claro, un país que empobrece a sus trabajadores (atrás va a quedar aquella Alemania de mucho gasto social y poca desigualdad del pasado) qué no pedirá para sus vecinos.

A mí ya no me la cuelan: esta Europa no es la que quiero. La Europa de los mercados, del liberalismo, de la desigualdad, de la precariedad. Empobrecernos todos para mantener a Alemania, y a los bancos. Pues no, no quiero pertenecer a esta Unión Europea. Por mí que se la metan por el Arco de Triunfo.

3 comentarios:

  1. Por cierto, terrorífico el pdf. Vaya parón que supuso la entrada de la RDA en los sueldos. Para los empresarios alemanes, supuso una bendición: mano de obra barata pero alemana, sin necesidad de importar inmigrantes.

    ResponderEliminar
  2. Me da lo mismo el pais que sea, todos buscan lo mismo, mano de obra barata, mas ingresos para el que mas tiene, mas jodido para el que esta jodido, llamese alemania, francia, etc, todos estan partidos por el mismo patron, LA BANCA, un saludo txapeldun.

    ResponderEliminar
  3. Es cierto que todos tiran por el mismo camino, pero Alemania o Francia se aprovechan especialmente del resto, dado su poder. Evidentemente soy consciente de que España en la misma posición no actuaría mejor, dada la actual calaña política, bancaria y empresarial.

    ResponderEliminar